Una palabra bonita

Un día alguien escribirá una canción que me haga llorar de felicidad. Es lo que solía pensar, no hace mucho, sentada en aquel, ya mítico, banco de la Dehesa de la Villa, donde tantas horas habré dedicado a soñar en la conjunción de los astros. Donde le pedí una vez al destino que me ofreciera la mayor de las dichas. Desde donde despegué hacia aventuras imaginarias una y mil veces.

Alguien verá mi esencia, la creerá especial y querrá hacerla inmortal en la letra de una bella melodía. Alegre y melancólica a la vez. Sosegada y movida. Despierta y dormida. Frágil y fuerte. Valiente y cobarde. Todo y nada.

Si alguna vez ocurriera. Si mis sueños se realizaran y el mundo por fin resultara ser todo lo increible que es capaz de ser. En ese mismo momento se romperían mis esquemas. Se abrirían todas las puertas. Saldrían todas las emociones. Y nunca más callaria una palabra bonita.

2 comentarios en “Una palabra bonita”

Deja un comentario

Suscríbete a nuestra newsletter

Suscríbete a nuestra newsletter

Te mandamos todas las novedades de Mejorquebien Ediciones a tu correo.

You have Successfully Subscribed!